Boletín No. 58 Regulación al derecho fundamental de Habeas data

Regulación al derecho fundamental de Habeas data

El derecho de Habeas data debe ser entendido en una doble dimensión, por un lado, como derecho fundamental autónomo, a través del cual las personas pueden «conocer, actualizar y rectificar las informaciones sobre ellas contenidas en bancos de datos y en archivos de entidades públicas o priva-das, en defensa de sus derechos fundamentales a la intimidad, a la honra y al buen nombre»1; y por otro lado, referido al concepto de acción, es decir, como «instrumento diseñado para controlar la calidad de la información personal contenida en bancos de datos, corregir o cancelar los datos inexactos o indebidamente procesados y disponer sobre su posible transmisión»2. El artículo 15 de la Constitución Política de 1991 reconoce el derecho de Habeas data, anunciando que toda persona tiene derecho a su intimidad personal, familiar y al buen nombre, bajo garantía y protección del Estado. Esto último hace referencia al desarrollo de diversos principios constitucionales como el derecho a la información, a la libertad de expresión, al debido proceso, al buen nombre, a la intimidad y a la honra, los cuales deben ser asegurados por igual a todos los ciudadanos3. No obstante, a pesar de su importancia, la regulación del derecho de Habeas data no cuenta con un historial muy amplio en Colombia. Más allá de los proyectos de ley Nº 73 de 1986 y 139 de 2004, no son muchas las iniciativas legislativas para su reglamentación, esto agravado por el hecho que, al tratarse de un derecho fundamental, el Habeas data, requiere ser tramitado a través de un proyecto de ley estatutaria en una sola legislatura4.

Siguenos: